domingo, 1 de noviembre de 2020

Querida Rocío...

Tengo guardado un mensaje que me remueve por dentro, que me hace suspirar para frenar la taquicardia que produce, con el que trago saliva una y otra vez, que aun cerrando los ojos sigo viendo cada palabra, cada letra, cada signo de puntuación.

Que le pongo la voz de quien lo escribió, que imagino una y mil veces el momento en el que lo creó. Que  me hace pensar que por un momento estuve en su cabeza y, quizás, en su corazón.

Frases llenas de significado con las que sonreír y volar, esas que encienden luces cuando el día no es el mejor,  que las acompaño con música que sólo escucho yo, que estremecen una a una cada capa de mi piel. 

Siempre hay un mensaje al que volver como si de tu película favorita se tratase. 

Ese mensaje que ella me escribió un día en un papel y que termina con un “te dejo un abrazo en estas líneas”. 



                                          RJP


No hay comentarios:

Saberme a ciencia incierta

Si yo te contara que sigo viendo cada atardecer con los mismos ojos que el primero, que bailo las canciones del verano cuando nadie me ve, q...