martes, 2 de marzo de 2010

Todo evoluciona

Ayer fue mi cumpleaños y como es normal pues me felicitaron mis amigos y familiares.
Hoy día ya se ha perdido eso de recibir una felicitación divertida por correo postal aunque a decir verdad por correo postal ya no se mandan ni los christmas en Navidad pero bueno, era algo que a todos (imagino) o por lo menos a mi me hacía ilusión recibir. Pero ya no sólo eso, poco a poco las llamadas de teléfono van desapareciendo, aunque siempre te quedan las llamadas de tios, algunos primos, hermanos, padres, algún amigo más allegado... Antes si querías felicitar a alguien o quedabas con la persona o la llamabas, si no se quedaba sin ser felicitado. Con la aparición de los teléfonos móviles, sin los que ahora somos incapaces de vivir, llegaron a nosotros los SMS, forma barata de comunicarse con la gente. Después, internet, otro "artilugio" sin el cual nos costaría a más de uno llevar la vida diaria no sólo por ocio sino por necesidad en el trabajo, estudios, etc... Con internet se potenció el uso de e-mails o correos electrónicos y tras esto las redes sociales que tanto auge están teniendo actualmente.

En mi experiencia del año pasado y de este, está claro, que, el mayor número de felicitaciones llega a través de las redes sociales, cómodo, barato, sencillo y, para colmo, no te tienes ni que molestar en apuntar el cumpleaños de nadie en ninguna agenda porque ya se encargan éstas de chivartelo cuando llega, cosa que con el tiempo nos hará más "tontos". En segundo lugar están los SMS con un coste bajo pero también sencillo y directo, y, en último lugar, quedan las llamadas, la manera mas cercana de todas y, por qué no decirlo, más cariñosa.

Que quede claro que no desprecio ninguna de estas formas porque lo importante es que en tu día se acuerden de ti, simplemente he querido hacer un recorrido por la evolución tan rápida que han tenido las formas de comunicación en pocos años. Parece increible.

Del día de ayer me quedo con una anécdota que me ha hecho reir. Tengo una amiga, con la que paso bastante tiempo, y que la semana pasada a cada momento le decía "ojú, el lunes es mi cumpleaños", "qué poco me gusta cumplir años y el lunes voy a tener uno más" y cosas así. Pues hoy la llamé para invitarla a una cerveza, a ella y a su pareja, evidentemente ni uno ni otro me dijo nada, yo iba mas arreglaita que de costumbre, con ganas de tener un buen día... Quise hacer un brindis y mi amiga me dijo que con cerveza no (tema de superstición, pamplinas) así que nos pedimos un vermout y le volví a pedir que brindáramos y les dije "gracias por estar otro año más conmigo este día", la pareja de mi amiga me dijo "por qué ¿es tu cumpleaños o qué?" yo asentí con la cabeza y me volvió a preguntar "¿que hoy es tu cumpleaños? pero ¿de verdad que es tu cumpleaños?" yo seguía asintiendo y muerta de risa, se miraron los dos y diciendo "¿no te has acordado? anda que vaya tela", ya mi amiga despertó y dijo "es verdad, que hoy es 1 de marzo".

Gracias a todos los que os acordastéis de mi fuere cual fuere la forma de comunicación conmigo.
Publicar un comentario