viernes, 3 de abril de 2009

Mi patio de recreo


Muchos recuerdos son los que me traen este patio al que salí al recreo desde 1º hasta 6º de primaria , se trata del patio de mi "cole" (C.P. Prácticas) en el que tantos buenos momentos he pasado jugando "al matá", a "poli ladrón", algún partidillo de fútbol con pelotas de papel Albal o de mucho papel liado con fixo o, incluso, con los tetra bricks de zumo.
Tampoco me olvido de la reja a través de la cual las cocineras del comedor vendían esos bocatas de chorizo o de tortilla de patatas recién hechos, calentitos y que estaban buenísimos, aún hoy no he probado una tortilla igual, sólo de pensarlo me vuelve a la memoria ese olor tan rico y se me hace la boca agua. Allí no solo jugaba en mi media hora de recreo, a veces, también nos tocaba dar la clase de educación física sobre todo a principios de curso cuando aún no nos habían firmado nuestros padres la autorización para ir al Polideportivo Andrés Estrada.
Conseguí convencer a mis padres para comer en el comedor aquellos días que tenía clases por la tarde y después o antes de comer, según el turno que me tocara, solíamos disfrutar del solecito y jugábamos o cotilleábamos las niñas, lo cierto es que aquellos que nos quedábamos a comer en el colegio teníamos anécdotas que nos pasaba durante ese tiempo de recreo y que quedaban como secretos entre nosotros.
Recuerdo también cuando nos dieron unas clases de conducir que montaron un circuito y todo y nos montamos en karts y en una moto, fue muy divertido, al final de ese curso de circulación nos dieron un permiso de conducir infantil y que aún conservo.
Y la verbena de fin de curso, qué nervios con la actuación que nos tocaba montar con coreografía y todo, todavía me acuerdo del "boom" de las Spice Girls, esa fiesta fue casi exclusiva de actuaciones de la canción "Wanna Be".


En fin tengo tantas historias en mi memoria de este espacio que parece que fue ayer cuando salí de allí, cómo lo echo de menos muchas veces con lo feliz que era sin más problemas que aprenderte la lección para el día siguiente o acercarte al niño que te gustaba y darle un beso en la cara. Que bonitos años, ojalá nunca se borren por completo de mi memoria.
Publicar un comentario