jueves, 16 de octubre de 2008

Un nuevo concepto de aprender

Por fin, ya llegó ese profesor tan esperado que me enseñara la historia como yo pretendía aprender que no quiere decir que sea el periodo histórico que más me entusiasme porque se trata de Historia Moderna pero sí me encanta el planteamiento que tiene de dar la asignatura.

Las clases van ser charlas entre alumnos y profesor y en las que trataremos de exponer nuestras ideas sin la necesidad de buscar quién lleva razón o no porque como bien dice "¿quién conoce la verdad absoluta?" la respuesta es NADIE.
El primer día nos dijo que somos mayorcitos como para obligarnos a leer un libro o un dosier de textos o hacer un trabajo, lo cual no quiere decir que no se haga, eso depende de cada uno. Creo que en esto último tiene mucha razón, algunas veces es mejor no imponer algo pues yo, personalmente, funciono mejor si me dejan hacer que si me lo imponen.

Por otra parte, algo que no soporto es ver entrar a un profesor en el aula con una carpeta con el tema del día escrito (incluso a máquina de escribir) en folios amarillentos, por el paso de los años, se siente en su mesa y comience a leer... Dejo a cada uno la libre intrerpretación de lo que es un profesor.

Una de las cosas que más me llamó la atención es que habló sobre la didáctica de algunos profesores (sin dar nombres, por supuesto) que puede llegar a hacerte odiar la Historia, conmigo casi lo consiguen, pero me gusta lo suficiente como para abandonarla así como así, pero sí que tiene mucha razón.

En fin, como ya dije en un post anterior, este año va a ser muy productivo para mi conocimiento y para mi persona, estoy convencida.

"SAPERE AUDE"
Publicar un comentario