lunes, 4 de agosto de 2008

Mordiéndome las uñas


Hoy 4 de agosto a eso de las 12:30 p.m. mis padres se han ido rumbo a Faro para coger mañana un vuelo con destino Oslo. Mi padre, como siempre, con su despiste pues ha dejado el coche, con las llaves del garaje, dentro del garaje, ¿y cómo entra a por el coche? jajaja, yo me he despertado con los gritos de desesperación de mi madre, al final ha conseguido abrir la puerta, no sé como y prefiero no saberlo... En fin, mi querido padre a sus taitantos años va a volar por primera vez, claro que es por fuerza mayor, para ver a mi hermano, espero que le sea leve el viaje sobre todo a mi madre que es la que lo va a tener que aguantar. Ahora pienso que por qué no decidiría irme con ellos, un viaje a gastos pagados, y vosotros direis: ¡¡qué gilip...!! pues mis razones tengo, como ya dije en un post anterior el 13 de agosto me voy a tierras tinerfeñas, por tercera vez pisaré esa isla que tanto me gusta, sí es la tercera pero en ninguna de las ocasiones he ido con la misma compañía y no me refiero de avión(jajaja,chiste malísimo que necesitaba hacer), me refiero a las personas que me acompañan, esta vez presiento que va a ser una gran experiencia y que se repetirá en años venideros. Y aquí estoy, mordiéndome las uñas, loca porque llegue ya el día de hacer la maleta y coger el avión... ¡Ay Diossss!qué ganas, ese Loro Parque, los Lagos Martiánez, pasear de nuevo por el paseo San Telmo, subir al Teide y ver el roque de las mil pesetas, esos mares de nubes...me pierdooooo
Publicar un comentario