lunes, 15 de diciembre de 2008

Otro fin de semana provechoso


Esta foto puede resumir bastante bien mi gran fin de semana en Tres Cantos, Madrid, sólo hay que mirar ciertos detalles aunque sí que es cierto que hay que estar un poco en mi mundo para entenderme.
.
El tren ha sido mi habitual medio de locomoción, tanto para llegar a Madrid como para moverme por sus alrededores exceptuando el último día que cogí el metro (que al fin y al cabo también va por raíles) para meterme en las entrañas de la ciudad del estrés. Hablando de estrés, si los trenes de cercanías pasan cada 10 ó 15 minutos ¿por qué la gente no se espera en una cafetería tranquilamente a relajarse y espera al próximo tren? no entiendo tanto agobio, claro que si sales de casa con el tiempo justo pasan estas cosas y también es cierto que no es como Huelva que en 20 minutos como máximo estás en cualquier punto de la ciudad (menos si te pilla la salida de los niños del cole), en Madrid el que llega en menos de una hora a su destino es el rey del mambo. Bueno, que no quiero desviarme mucho de mi viajecito. Como se puede observar en la foto el paisaje está nevado, pues sí, hacía tres o cuatro años que no nevaba tan seguidamente por allí, fue realmente bonito almorzar junto a la familia viendo nevar por la ventana, una estampa cuanto menos navideña teniendo en cuenta las fechas que ya se acercan. Aún así el frío no paró mi andanza porque, de sobra queda decir que, hacía mucho mucho frío, me quedé con ganas de ver el alumbrado navideño de Madrid pero no fue posible, entre todos decidimos que el paseo por la capital sería mejor en la mañana del domingo, y más "caluroso" fue pero parece que todos se pusieron de acuerdo para salir a la misma hora y por las mismas calles.
.
Pues eso ha sido casi todo, obvio las compras y demás actividades de ocio. Me he reencontrado con mi familia a la que no veía desde hacía tiempo y he conocido a un nuevo miembro, mi sobrinita, además el fin de semana me ha servido para desconectar un poco de todo lo que me envuelve habitualmente.
Publicar un comentario